Metalord Revolution Capitulo 142

CAPITULO 142

CONFRONTA A LA IAC

 

 

PERSPECTIVA: Rozuel Drayt

 

Con un tamaño de 13 a 14 metros y 83 centímetros de diámetro, se hallaba un auténtico misil balístico con el estandarte de le Unión Soviética. Tal creación bélica, si conseguir crear un ejército de golem ciborg ya era bastante perplejo, ver esto me hacía dudar de mi propia cordura, ¿cómo podría construir tal armamento en una época que apenas va por su periodo medieval?.

Incluso con la existencia de la magia, hay límites para los usuarios que la manipulan en lo que respeta a la creación de artículos que utilizan dicha fuente de energía. Pero ante mí, soy testigo de una autentica arma moderna de mi tierra natal, fabricado en este mundo de fantasía.

 

— ¿No es… esa vara gigante que mostraba ese plano? –Dice Creik con interés al ver el misil.

 

— ¿Qué es esa cosa?, ¿dices que es una vara?, ningún mago podría cargar eso a no ser que fuera un gigante –Opino la Sargaria.

 

—Tampoco entiendo su propósito.

 

Ninguno de los dos mostraba el mismo asombro que yo, era de esperarse que vieran tal arma con ojos desconocidos, pues si supieran de lo que esa “vara” es capaz de hacer, quedarían boquiabiertos y con un escalofrió recorriendo su columna.

 

—“Esto que vez, es una obra genuina, todo gracias a mi ingenio avanzado y superior” –Alago el IAC su propio ego.

 

— ¡Muéstrate y lucha maldito! –Le reta Tayra a dar la cara.

 

Una especie de compuerta se abre sobre el techo, el ancho y largo de esta determinada que algo de gigantesco tamaño saldría de allí. Mi deducción fue certera, un torso gigante mecánico de casi 16 metros de altura aterriza en el suelo, carecía de una cabeza y contaba con dos fornidos brazos.

 

Numerosos tubos metálicos de grueso tamaño procedente de donde cayó, estaban conectado en varias partes de su cuerpo, se podía sentir magia emanar de ellas alimentándole. Acto seguido, los tubos se desconectan y el torso comienzan a moverse, la parte inferior se engancha al suelo por medio de un conjunto de estacas.

 

—“Lidiar con ustedes, me permitirá comprobar la eficacia de mi proyecto AVATAR, mi propio cuerpo móvil, aun es un prototipo, pero nunca está de más realizar pruebas de practica” –Expreso la IAC.

 

Sobre el pecho del gigante, se hallaba pegado un golem de tamaño normal, o mejor dicho el torso de uno que carecía de brazos y piernas, con solo una cabeza cuyo único ojo artificial emitía una luz del color morado, con un inmenso cristal Navum con la forma de un cono pegado sobre el pecho de este, a su espalda se observan dos tubos largos cilíndrico.

 

La imagen de una cara surge del cristal con forma de cono, mostrando el rostro de un humano calvo, era la cara de Pirer y aquello su cuerpo principal. Como había dicho, se mostró ante nosotros y lo hizo, exhibiendo otra de sus creaciones, uno que cumplía la función primordial de ser su medio en el futuro de desplazamiento en el exterior, evidentemente no pensaba quedarse en este sitio por siempre.

 

—“Heme aquí, yo soy PIRER, una existencia más allá de humanos y semihumanos, una superior a todo ser orgánico, el mundo será testigo de mi gran ingenio e intelecto y ustedes tres serán los primeros en probar el yugo de mi poderío, una muestra de mi fuerza para todos los inepto barbáricos que osen desafiarme a mí y a la madre patria”.

 

Tanto el Enano como la Sargaria estaban atónicos, de ver que la mente maestra de todo esto, bajo su perspectiva, era un “golem” consciente, pues el concepto de IA aún era ajena para ellos y todos en Avalia.

 

—Un golem… ¿qué habla y se comporta como una persona de carne y hueso? –Manifiesta su perplejidad el Enano tanto en lo verbal como en su rostro.

 

— ¿Es alguna clase de monstruo mágico golem? –Reacciona entre dudas la semihumana.

 

—“Su ignorancia me ofende, no soy un monstruo ni un golem, yo soy PIRER, una inteligencia absoluta que supera en creces al mismo hombre o a todo ser consciente de este primitivo y bárbaro mundo y pronto seré el regente absoluto de Avalia”

 

—Hmmm… entonces tienes en mente comprometer la tranquilidad de Nagret, no te permitiré que atentes contra mi reino natal –El Enano sujeta fuerte su hacha doble al declarar esas palabras.

 

—Seas o lo que seas, acabare contigo, ¡no te perdonare por las atrocidades y las vidas arrebatadas de la gente de mi Dolafh! –La semihumana gruñe con su arma apuntando a la IAC.

 

—“Los prisioneros se hallan cruzando aquella puerta” –Señala con uno de sus brazos artificiales.

 

Una puerta blanca doble daba con una sala que según la maquina consciente, se encontraban las celdas y los presos que la ocupaban. Una barrera de Navum impedía cruzarlo, como las anteriores, tenía la suficiente resistencia para soportar disparos de mis armas de fuego.

 

—“Solo mi derrota hará desaparecer la barrera” –Fue la condición dada por la IAC para poder salvar a la gente presa de su yugo.

 

Creik y Tayra arremeten junto al mismo tiempo contra Pirer, a paso rápido el dúo propinan un salto sobrehumano con sus armas apuntando al cuerpo principal de la IAC. Pero una desagradable sorpresa se da a relucir, pues resulta que la maquina inteligente repele el ataque combinado del dúo con una barrera hecha de energía de Navum.

 

Alrededor del cuerpo principal de esa astuta máquina, se hallaban cuatro recipientes en forma de barriles situados en cada lado suyo (arriba, abajo, izquierda y derecha). Cuando esa barrera surgía para protegerle, picos de energía salían de dichos recipientes, eran la fuente de su protección, manteniendo a salvo tanto los dichos objetos y la integridad física de la inteligencia artificial.

 

—“Un tenaz intento, pero inútil, ahora es mi turno”.

 

De la espalda de su gigante avatar, emerge una cola mecánica semejante en apariencia al aguijón de un escorpión. Con ella ataco a velocidad indiscriminada al dúo, tanto el Enano como la Sargaria se cubren utilizando sus propias armas, pero incluso ni eso evita que la fuerza de tal embestida los empuje hacia atrás, pocos son los metros a lo que fueron hecho retroceder, pero sentían ligeramente sus miembros superiores entumecidos.

 

—Cuanta fuerza concentrada en ese golpe… esa máquina suya no es mero alardeo -Opina el Enano abrumado.

 

—Esa cosa por muy fuerte que sea, aun puede ser destruido… solo hay que buscar el momento y punto exacto -Expresa la Sargaria con su firme moral de combate.

 

—“Admirable espíritu de lucha, disfrutare destruyendo su frígida moral”

 

Cañones mágicos surgen de los hombros de su avatar, un total de 4 en cada uno de los dos sumando 8 de ellos en totales, consiguiente de aquellos ochos que manifiesten un círculo de magia. Proyectiles de energía explosiva son disparados hacia Creik y Tayra, los dos con reacciones y velocidades sobrehumanas evaden aquellos disparos que de haberlo recibido se encontrarían en un estado crítico.

 

Cuando los cañones realizan su sexto disparo consecutivo estos se detienen, un aura morada los rodeaba a todos, se percibía la magia concentrando en ellos, era su sistema de recarga. El dúo consiguió esquivar cada uno de los disparos efectuados hacia ellos, estaban ileso de momento, pero no tendrán mucha suerte si Pirer vuelve a atacarles y combina sus cañonazos junto a ese aguijón mecánico.

 

— ¡Intense Iron – Modo Knight! –Me equipe con mi armadura personal.

 

Tome luego la escopeta Cerbero y apunte hacia el cuerpo principal, cambiando el selector del arma, la accione para ejecutar su modo de disparo secundario. Un “Big shot” estaba servido para esa IAC, realice a continuación el poderoso disparo y cuando creí que todo había terminado quede nuevamente desconcertado.

 

La barrera volvió a protegerle, creí que el “Big Shot” habría bastado para derrotarle, note como los recipientes que alimentan la fuente de su protección intensificaron la concentración de magia. Ahora lo entendí, tenía la capacidad de concentrar la cantidad administrada de energía en esa barrera y dependiendo de que la cantidad utilizada será el grado de resistencia que ejerza en su defensa.

 

De modo que utilizo una cantidad notable para soportar mi Big Shot, porque aun tras conseguir repeler mi ataque, se observaban grietas en su mágica protección que a pocos segundos se reparó para no dejar evidencia. Pero ahí estaba la cosa, su maldita defensa podía aguantar el poderoso disparo de la escopeta Cerbero.

 

—“Una escopeta del modelo cerbero, guardo registros de algunos de mis soldados abatidos por esa problemática arma, sabía que si debo lidiar contigo, debo estar preparado contra todo pronóstico” –Afirmo Pirer.

 

Además de haber conseguido eliminar mi rifle Gauss, construyo un cuerpo móvil contando con una barrera lo suficiente fuerte para lidiar con armas de fuego. Más aun, contra disparos como el del Big Shot, creo que aun si Allum estuviera aquí para apoyarme con su KSVK Dragón, no habría garantía de que eso funcionara.

 

—“Capturarte ahora sí que es un auténtico problema, llegado a este punto no puedo comprometer mi propia seguridad” –Hace una pausa suspirando con decepción —“Tendré que matarte y conformarme con lo que quede de ti, espero de alguna manera hacerme con tus talentos, aun como un sirviente sin voluntad”.

 

—Sigue soñando si crees que voy a dejar que un montón de circuitos y chispas que habla me mate, saldré vivo de esta y tú junto a tu preciado sueño comunista, se desintegraran como los tuyos en esa navidad del 91 –Declare confiando en la resolución de mi victoria.

 

—“Je, sutil opinión, he conseguido estropear tu mejor arma, he demostrado que mi barrera es efectiva contra tu escopeta cerbero, ¿qué tienes ahora a favor contra mí que no haya analizado ya?, la madre patria no caerá fácilmente y la revolución roja arde con intensidad”.

 

Tiene un considerable punto a favor, el rifle Gauss habría sido el elemento de victoria si aún estuviera en mis manos. La escopeta cerbero era la segunda opción y ahora estaba descartada, ¿con que podría contar en este momento para alentar mi victoria?.

 

—Espera… aún no he probado “esa” arma –Pensé entonces.

 

—“Es suficiente, ¡los acabare a todos de una vez!”

 

Con esa sentencia, los cañones de Pirer vuelven a estar operativos, totalmente cargados y la cantidad de poder que irradiaba cada uno evidenciaba que esta vez los proyectiles serían más fuerte que los anteriores. El ligero movimiento de su cola mecánica también daba indicios de que lo utilizara junto a sus cañonazos.

 

— ¡Creik, Tayra, rápido vengan hacia mí! –Les pedí a los dos.

 

Con el dúo situándose cerca de mí, me hago con la canica correcta para la situación, colocándola en el suelo esta se descomprime volviendo a su forma real. Pirer dispara de sus cañones a la vez que ataca con su cola aguijón, la concentración de todos los ataque en el punto donde estábamos levanta una cortina de humo.

 

—“Que alimaña persistente”

 

Habíamos sobrevivido a su bombardeo sin piedad, ¿cuál es la razón detrás del éxito de nuestra supervivencia?, aquello que descomprimí era la respuesta. Su forma original se presenta como una gruesa y ancha pared metálica color negro adherida al suelo, en el centro de su parte delantera exhibe la imagen de un emblema blanco con forma de cruz cuyos cuatros lados contenían cada uno encima tres puntos del mismo color, ¿familiar?, era la “barrera Metallix”, con nuevas mejoras.

 

Ahora barrera Metallix contaba con su propia defensa mágica, un escudo mágico omnidireccional de corto alcance que estaba desplegaba para proteger todos nuestros lados. Aquello era posible gracias a la gema blanca incrustada en el centro sobre la imagen del emblema en forma de cruz, tenía el tamaño de un puño humano y su poder consistía principalmente en ser la fuente que brindaba su protección.

 

—Sí que Maera y Nita hicieron un espléndido trabajo con las mejoras hechas en la barrera Metallix –Elogio en mis pensamientos el fruto de esas brujas del aquelarre Cognitio.

 

Todo esto era posible gracias a esas dos brujas, si volvía a encontrarme con ellas, no olvidare darle mi sincero agradecimiento, pues acaban de salvar mi vida y la del dúo de semihumano. Pirer siguió atacando la protección mágica con su aguijón y más de los proyectiles de sus cañones, sin éxito alguno en su ofensiva.

 

—“No puedes resguardarte para siempre de ese escudo mágico, tarde o temprano su poder se debilitara”

 

La IAC tenía razón, barrera Metallix pese a ser una pieza formidable y eficiente en su labor defensivo con su poder mágico, dicha fuente no era infinita. La magia que alimenta su primordial función se agotaría, con cada ataque que resistía su duración mermaba, era nuestro seguro de vida y si no hallamos la forma de lidiar contra Pirer, seria nuestro fin.

 

—Atacare su frente y ustedes a sus costados –Propuso estratégicamente Tayra.

 

—¿¡Estás loca!?, ¡su maldito aguijón se mueve más rápido que cualquiera que nosotros!, además de que también seria apoyado por esos molestos cañones mágicos, tu plan es suicida en todos los aspectos –Dejo en claro Creik.

 

— ¿Tienes un mejor plan?, no moriré sin luchar, aun si es un plan suicida, es mejor que nada, salvare a mi gente o moriré en el intento.

 

Tayra no tardaría en lanzarse a una muerte segura, solo Creik actuaba con racionalidad, pero el Enano poco o nada tenía para aportar solución alguna a este dilema. Solo podía contar con una cosa, aquella arma que aún no había probado en un combate real, de hecho, la primera vez que lo utilice culmino conmigo colapsando de un desmayo por agotamiento.

 

—Es lo mejor que tengo… aun con el riesgo que supone –Pensé decidido entonces.

 

Del almacén dimensión de la caja metálica tome otra canica, y la retorne a su forma original, obteniendo un lanzacohetes RPG-7. De fabricación rusa, esta arma es un efectivo antitanque, irónicamente de origen soviético.

 

—“Un lanzacohetes RPG-7, que blandas en tus manos un arma de mi propia patria contra mí, es un insulto” –Opino molesto la IAC —“Sin embargo, en vanos son tus esfuerzos, pues esta barrera la he diseñado para soportar incluso la potencia de un arma antitanque”.

 

—Cierto, esa maldita barrera tuya es de lo más molesto que me haya encontrado, pero esa es la cuestión, tu defensa es meramente mágica, solo tengo que derribarla siguiendo las reglas de la magia –Fueron mis palabras rebosante de confianza.

 

—“¿Piensas dispararme hasta el cansancio con toda la munición que dispongas de ese lanzacohetes?, oh, ya veo cuál es tu plan, quieres agotar la fuente de magia de mi barrera” –Dedujo Pirer —“Un plan inteligente, pero inútil al final, pues este avatar que he construido rebosa de enormes cantidades de poder mágico gracias al Navum, podría estar días soportando los cohetes de tu arma y por si fuera poco, aun cuento con un medio de recarga a mi alcance para reanudar el mana que alimenta mi poderosa barrera”.

 

Tenía una inmensa ventaja, aquellos tubos con lo que se mostró tras descender de la compuerta podían recargarle si yacía escaso de magia. Cierto es que dispararle con todo del lanzacohetes sería una acción completamente inútil y mi sentencia de muerte si lo intentaba, pues hacer uso de esta arma tiene un gran defecto.

 

Carezco de cohetes, no poseo munición alguna creada para ser utilizado por el RPG-7, a diferencia del resto de mi arsenal. Es la única arma que no contaba o era capaz de producirle su munición, entonces esta la interrogante, ¿por qué fabricar dicha arma a la que no podía crearle sus respetivos proyectiles?.

 

—De hecho, no pienso disparar varias veces, te venceré con solo un disparo de este lanzacohetes –Afirme con mirada desafiante a la IAC.

 

—“No sabría si sentir lastima o risa por tu valiente declaración, ¿qué vas a vencerme con un solo disparo?, la inminente hora de tu derrota acercándose te ha dotado de una ingenua esperanza, tu lógica carece de sentido, la mía es innegable, tu fin se aproxima, mi victoria y la resurrección de la Unión Soviética está cada vez más cerca, yo he triunfado”

 

La Inteligencia artificial daba por hecho su victoria, no era de extrañarse, viendo la situación desde la perspectiva lógica las cartas estaban a su favor. Con esto mi plan estaba asegurado, todo dependía de mí, todo dependía de si hiciera bien mi jugada.

 

—Oye chico, ¿de verdad puedes vencerlo con esa arma tuya o es alguna artimaña? –Me pregunto con duda e inquietud el Enano.

 

—Oh no, claro que no es ninguna artimaña –Le respondí.

 

— ¿Tienes un plan en mente?, ¿necesitas que te apoye? –Me brinda su asistencia Tayra.

 

—No es necesario –Rechace su ayuda —Lo único que necesito de los dos, es que permanezcan quietos aquí y observen el espectáculo, voy a darle un punto final a esa máquina sabionda.

 

Entonces procedí a llevar a cabo mi plan.

 

Continuara…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s