Kuro no Maou: Capítulo 39

Y para el que creía que la traducción de Kuro se había perdido en el tiempo, ¡¡Kuro!!

Disfruten!!!


Capítulo 39 – El Rey Dragón

El rey se levantó de su trono, al escuchar el informe de 15000 mercenarios partiendo desde Virginia.

El nombre del rey es Gaevinal, a simple vista parece una persona con una contextura fuerte, con un cuerpo de dos metros de altura, pero en verdad es un genuino dragón.

Los dragones son una raza con gran cantidad de energía mágica y fuerza física, son completamente diferentes de las demás razas. Entre ellos, los dragones con la fuerza más fuerte se llaman dragones negros es la tribu de Gaevinal.

Incluso entre los dragones que son fundamentalmente individualistas, Gaevinal tenía la ambición de gobernar sobre todo, al igual que el antiguo emperador que una vez había hecho el gran imperio que había gobernado Continente Pandora en su generación.

En medio de la realización de su ambición, lo concerniente a él es la ciudad-estado Spada que se extiende después de cruzar la sierra de Gallahad que es gobernada por el rey de la espada ‘Leonhart’ que tiene la misma fuerza que él.

Ni siquiera había pensado aún en el ejército humano que viene a invadir cruzando todo el camino sobre el mar.

Sin embargo.

Gaevinal: “A pesar de darles las advertencias en ese grado, todavía mandan a los soldados… son más tontos de lo que había pensado.”

Gaevinal: “Son una gran molestia, vamos a enviarlos fuera del Continente Pandora pero no a su ciudad natal, aunque si al infierno.”

Ahora que nuevamente se han levantado contra Daidalos, Gaevinal no iba a ser feliz con que ello solamente abandonaran el país ya, decidió aniquilar completamente a Virginia.

Pero pronto las cosas se volverían de esta manera, incluso fue predicho por los mandamases de Daidalos junto con Gaevinal.

Eso era debido al informe de grandes barcos entrando y saliendo, lo cual consiste en grandes cantidades de humanos y mercancías.

Era obvio que en un futuro cercano, los humanos no aceptarían la demanda de la evacuación y vendrían con tácticas contra ofensivas.

La razón, por qué no obstruyeron la llegada de barcos a Virginia era porque Daidalos no tenía una fuerza naval. Incluso sin ella, si los humanos reúnen a muchos números de personas y empiezan a atacar en primer lugar, será fácil patearlos o así estaban pensando en Gaevinal.

Comenzando por el  dragón, el ejército de Daidalos fue organizado con los hombres bestia, que eran similares a los monstruos, como la fuerza principal.

Un asalto por medio de la fuerte capacidad ofensiva y la movilidad eran el fuerte del ejército Daidalos. Los humanos no pueden vencerla incluso con decenas de miles de soldados en los campos.

Por lo tanto, no importa cuánta fuerza militar Virginia posea, mientras golpean primero, Daidalos puede interceptarla muchas veces.

Normalmente, su punto base, Virginia, también sería destruida, pero como es una fortaleza que cuenta con una sólida defensa, necesitan tener determinación para sufrir algunas pérdidas.

El ejército de Daidalos era incomparable en el campo, pero si no son capaces de mostrar su movilidad en máxima medida, sería difícil poner fin a una guerra de asedio de castillo en breve tiempo y se convertiría en una debilidad.

Como resultado, la base de Virginia tiene una gran capacidad defensiva pero ninguna capacidad ofensiva, en la situación actual para reducir las pérdidas, la mejor idea sería interceptarlos a través de un bloqueo y detener su avance.

Para Gaevinal los enemigos no eran los humanos de Virginia, pero se el ejército de la ciudad-estado de Spada.

Teniendo en cuenta la invasión de Spada en un futuro próximo, Gaevinal quería evitar la disipación del potencial de guerra.

Gaevinal creyó que el cuerpo de defensa de Daidalos es más que suficiente para interceptar a los humanos, aunque el futuro quedara en la incertidumbre.

Pero al final, antes de que yo avanzara hacia el ejército de Spada, los humanos habían comenzado a invadir.

Si no estuviera aquí, los humanos podrían haber luchado un poco mejor, pero para que ellos atacasen en tal momento, la mala suerte de los humanos es muy graciosa.

De cualquier manera, es imposible que de algo tal como los humanos derroten a Daidalos.

Gaevinal: “Entonces, vamos.”

Gaevinal se dirigió hacia la puerta principal del Palacio imperial.

Debajo de él, 20.000 soldados en armadura y casco negros ya se habían reunido y estaban esperando la orden de salida.

Gaevinal: “A partir de ahora, nos dirigiremos para derrotar a los tontos humanos, no dejen que ninguno vuelva vivo—”

Gaevinal transformado de su temporal forma humana a su original forma de dragón.

Gaevinal: “¡—Avancen hacia adelante!”

Junto con el rugido, se da la orden de avance, los 20.000 soldados de daidalos comienzan a marchar como una avalancha.

Gaevinal que se ha transformado en un dragón gigante con escalas de color negro azabache, agita sus dos alas, mientras que crea una repentina ráfaga de viento elevándose hacia arriba en el cielo.

Los dragones voladores subordinados que estaban ya en el aire, comenzaron a seguir a Gaevinal y volando con él.

El lugar al que se dirigían era, el punto medio entre Daidalos y Virginia, el área montañosa Goldran.

Los dragones juraron por una victoria segura y dieron un rugido que resonó en todo Daidalos y se dirigieron hacia el territorio de la batalla decisiva.


Porque vi que el capítulo era algo corto… ¡¡Uno más de Kuro!!


Capítulo 40 – Batalla decisivaColinas Goldran

Los cruzados, finalmente completando la estrategia de invasión se marcharon en el séptimo día del mes truenos lejanos.

El cuerpo de élite de 15.000 hombres seleccionados por el Cardenal Ars, siendo dirigidos por Sariel.

Los cruzados acamparon en las colinas Goldran cerca del punto de guardia con buena visibilidad.

Durante la invasión anterior sufrieron la derrota a manos de Daidalos aquí y el lugar tiene un poco de historia sombría en sí mismo, pero no hay mejor lugar para que esta marcha avance en plena potencia junto con el fuerte ejercito de 15.000.

Daidalos también decidirá este lugar para la batalla decisiva como la vez anterior, ya que en esta región montañosa pueden mostrar su potencial de guerra de máxima movilidad.

Por lo tanto, el ejército de los cruzados y Daidalos se encontrarían en las colinas Goldran.

Ambas partes organizan su formación de batalla, y se convierte en una competencia de fulminar con la mirada el uno al otro.

Sariel: “――Le estoy confiando la autoridad de comandar a usted, Arzobispo Liuchrome.”

Sariel da una orden mientras está sentada encima de un Pegaso blanco puro.

Liuchrome: “Sí, entendido.”

Liuchrome se inclina bajando su cabeza. En su bello rostro no hay tensión de comandar a un ejército de 15.000 hombres o el miedo de la batalla próxima, una expresión amable flota en su cara.

Sariel: “Dejare el resto a usted.”

Liuchrome: “Sí, por favor déjemelo a mí.”

Con sólo esa corta conversación, Sariel mueve su Pegaso con el objetivo hacia las líneas frontales.

El Pegaso se levanta como una larga lanza en línea recta y tranquilamente se aleja.

Los soldados miran la encantadora chica no apta para estar en el campo de batalla mientras sus respiraciones se detienen.

Poco después, los soldados comienzan a avanzar hacia el frente de batalla.

Algunos pasos detrás estaba Maxwell armado con una Gran maza siguiéndolos.

En su espalda, está un gran ataúd blanco más grande que su propia espalda.

Pero como si no se preocuparse por su peso, Maxwell empieza a caminar después de Sariel de manera intimidante.

Varios pasos por delante de la línea frontal, Sariel y Maxwell ven el ejército de demonios de negro de pie en una línea que se parece como a las murallas del castillo.

Mirando esa escena, Sariel habla de manera normal sin ninguna vacilación.

Sariel: “Un ejército de demonios…”

La voz de la esbelta Sariel es escuchada, por ambas partes que consta de más de 35.000 hombres, claramente, palabra por palabra.

Sariel: “Nuestro blanco Dios es generoso. Sin embargo, el malvado Demonio Rey Dragón debe ser condenado con la muerte.

Vamos a tomar la cabeza del malvado Dragón. Si todos ustedes juran obedecer a Dios, él os perdonará aunque sean de las razas demonio.”

En cuanto ella dejó de hablar, un repentino viento sopló a través de las colinas Goldran.

Gaevinal: “Yo soy el Rey Dragón de Daidalos. Gaevinal.”

Un dragón de color negro azabache que conduce un enjambre de dragones voladores baja desde el aire.

De entre los dragones, un dragón que se extiende hasta los 40 metros de estatura vuela hacia abajo posándose en sus dos piernas de una manera intimidante.

Detrás de él se extienden dos alas oscuras que parecen como un cielo de nocturno con Luna y su gruesa cola que parece una gran serpiente golpea el suelo.

Al ver su majestuosa apariencia, los soldados de los cruzados quedaron sin aliento. Las personas que participaron en la invasión anterior recuerdan sobre su desagradable derrota y empiezan a temblar.

Gaevinal: “Para los lamentables humanos que adoran al Dios blanco, para mofarse de nosotros, es realmente imperdonable.”

La atmósfera comienza el temblar, y dentro de la boca de Gaevinal una gran cantidad de poder mágico comienza a concentrarse.

Gaevinal: “Mueran, humanos.”

Es la inherente magia ‘Aliento de dragón’, de la que los dragones son tan orgullosos y que oculta gran poder destructivo.

Un ominoso torrente rojo oscuro de la luz es dirigido directamente a Sariel.

Sariel: “Escudo de Dios Alas de luz– Arulks.Aegis.”

En el momento cuando son sumergidos por la atroz luz, Maxwell ve la figura de Sariel siendo envuelta en las alas de un ángel.

* Zuzunn *

Junto con un rugido atronador, un denso humo negro se levanta y cubre el área circundante.

Inmediatamente una ráfaga de viento sopla lejos el humo.

Más un poco más lejos, Sariel estaba parada en la misma posición de antes con su brillante cuerpo blanco.

Sariel: “…… Voy a salir.”

Ella habla con la misma voz de siempre, Maxwell de pie junto a Sariel después de ver su defensa mágica bloquear el ataque. Responde en una voz fuerte mientras baja el gran ataúd de su espalda.

Maxwell: “¡Su excelencia, que la fortuna de la guerra le favorezca!”

Sariel asiente con la cabeza y toma el ataúd.

Sariel: “‘Escrituras Armadas’ – liberación.”

En ese momento el ataúd es envuelto en una luz blanca y dispersa.

Desde dentro, una blanca lanza que imita a la cruz, la cual es el símbolo de Dios, aparece.

Sariel: “Santa Cruz lanza ‘Gran cruz’.”

Una de las dos armas mágicas que solo pueden utilizar los apóstoles se llaman ‘Escrituras Armadas’.

El hecho de que la ‘escritura armada’ es una lanza demuestra que en lugar de un mago, la verdadera clase de Sariel es un Santo caballero Paladin.

La 7° apóstol Sariel toma la larga lanza blanco puro, la ‘Santa Cruz lanza’, en sus manos y asalta hacia Gaevinal en su Pegaso.

Gaevinal: “oOOOO”

El rugido de Gaevinal que hace temblar el cielo y la tierra, señala el inicio de la guerra.

Sariel corta a través de la vanguardia y arremete, los 15.000 cruzados también marchan hacia adelante.

En contraste, el ejército de Daidalos llueve con el rugido de Geavinal, comenzando también el asalto.

Aquí, El inicio de la colisión entre el ejército de Daidalos y los cruzados abre sus cortinas.

2 pensamientos en “Kuro no Maou: Capítulo 39

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s